Creating an Invnicible Military In the United States

Home / Explanation / Articles / Action / Contact

 

TRABAJO DE INVESTIGACION PARA UN PROGRAMA DEL

COLEGIO DE GUERRA DEL EJERCITO DE LOS ESTADOS UNIDOS

Spanish translation of "The Application of Strategic Stress Management in Winning the Peace"

 

 

LA APLICACION DEL MANEJO

ESTRATEGICO DEL ESTRES

PARA GANAR LA PAZ

 

 

POR EL CORONEL BRIAN M. REES

 

Miembro del Cuerpo Médico, Fuerzas de Reserva

del Ejército de los Estados Unidos

 

 

 

Tema Aprobado por

 

Kenneth W. Womack

 

 

 

Las opiniones expresadas en este documento de investigación son del autor y no necesariamente reflejan la política oficial ni la posición del gobierno de los EE.UU., el Departamento de Defensa, ni de cualquiera de sus agencias.

 

 

Colegio de Guerra del Ejército de los EE.UU.

 

 

 

 

CARLISLE BARRACKS, PENNSYLVANIA 17013

 

 

 

BIOGRAFÌA – El Col. Brian M. Rees, MD, M.P.H. es graduado del Colegio del Estado Mayor General y Comandancia del Ejército, y se graduó en julio de 2007 del Colegio de Guerra del Ejército de los EE.UU. Lleva 31 años de servicio militar como oficial comisionado. El Col. Rees fue Comandante del Hospital No. 349 del Apoyo al Combate en Bell (Los Ángeles), California. En junio de 2007 sirvió como cirujano de batallón del Batallón No. 310 de la Policia Militar en la Base Bucca, en Irak. En 2004, le ordenaron al Dr. Rees al servicio activo y lo asignaron al Centro Médico Regional Landstuhl, en Alemania. En 2005, lo enviaron a Afganistán donde sirvió como Cirujano de Brigada para las fuerzas Task Force Guardian y Comandante Médico del Centro Bagram de Detención (donde estaban todos los presos Talibanes y de Al-Qaeda). En el invierno y primavera de 2006 lo asignaron nuevamente como jefe de medicina para los reos en estado de enfermos ambulatorios en la Prisión de Abu Ghraib, en Irak y también regresó en marzo de 2007. Es miembro de los Veteranos de las Guerra Extranjeros (VFW) y de la Legión Americana. El Dr. Rees es médico certificado por el Consejo de Médicos de Familia, y se graduó como médico de la Universidad de Tulane, donde también consiguió su Maestría en Salud Pública. Ha enseñado la técnica de la Meditación Trascendental y ha investigado el uso de las tecnologías de la conciencia para la reducción de los conflictos. En su libro Terrorism, Retaliation and Victory: Awaken the Soul of America to Defeat Terrorism Without Casualties  (El Terrorismo, Represalias y Victoria: Un Despertar del Alma Norteamericana para Vencer al Terrorismo sin Pérdidas) el Colonel Rees demuestra que se puede usar estas tecnologías basadas en los recursos humanos para prevenir el terrorismo y la guerra. Su otro libro, Heal Your Self, Heal Your World (Curarse a Uno Mismo y Curar a Su Mundo) se trata de la medicina Ayurvèdica. El Dr. Rees fue el sujeto de un artículo titulado Army Doctor Proactive in Trying to Keep Patients and Society Healthy (Un Médico del Ejército Toma Aciones para Mantener Sanos a sus Pacientes y a la Sociedad), que se publicó en la edición del 5 de abril de 2004 de la revista Stars and Stripes. Fue uno de los autores del artículo Homeland Security with Unified Field-Based Defense Technology (La Seguridad Nacional con Tecnología Basada en el Campo Unificado) publicada en la revista Defense India. El Col. Rees recientemente hizo una presentación en Carlisle Barracks sobre El Manejo Estratégico del Estrés (ver, "The Applications of Strategic Stress Management in Winning the Peace" por Col. Rees, USAR, MD, MPH, Comandante del 349th General Hospital. El Col. Rees presentará un discurso sobre El Manejo Estratégico del Estrés en una reunión de la Asociación de Cirujanos Militares de los EE.UU. (AMSUS) el 12 de noviembre de 2007.

 

RESUMEN

 

 

AUTOR: El Coronel Brian M. Rees

 

TÌTULO: La Aplicación del Manejo Estratégico del Estrés Para Ganar la Paz

 

FORMATO: Trabajo de investigación para un programa del CGEEU

 

FECHA: 2 de mayo de 2007

 

PÀGINAS:

 

CLASIFICACIÒN: Sin clasificación

 

 

Col. Brian M. Rees, M.D., M.P.H., Cuerpo Médico, Fuerzas de Reserva del Ejército de los EE.UU.

 

            Aunque los Estados Unidos es líder en la guerra de maniobras, el éxito en las operaciones actuales (y probablemente en el futuro) contra los insurgentes se ve impedido por la ideología que usan los terroristas para animar fácilmente a su pueblo. Pero el estrés y la frustración en el pueblo son áreas donde el enemigo está críticamente vulnerable para generar la insurgencia y el terrorismo Islámico.

            El Manejo Estratégico del Estrés (MEE), en formación de grupos de personas practicando una técnica meditativa llamada el Programa de Sidhi-MT, puede ser aplicada para reducir las hostilidades en grupos designados. La hipótesis en la cual se basa esta teoría es que la conciencia es un campo, y que los efectos generados en el campo de la conciencia pueden afectar la química cerebral, el pensamiento y el comportamiento subsiguiente de los enemigos potenciales que ni están concientes de la práctica.  Esta hipótesis ha sido estudiada en más de cincuenta investigaciones científicas que han documentado reducciones en las muertes de combate, la delincuencia, y en las acciones terroristas, tales reducciones correspondiendo al tamaño de los grupos practicando el método.

            Como un posible Curso de Acción (CDA), el MEE es apropiado y factible, y fácilmente distinguible de casi todo otro MEE. Sin embargo, no es un método ortodoxo y su aceptación entre los militares no es segura.

 

Ganar cien victorias en cien batallas no es la mayor destreza. Vencer al enemigo sin luchar es la excelencia suprema.

 

- Sun Tsu

 

 

 

            Las Fuerzas Armadas de los Estados Unidos son sin igual en el combate de maniobras. Dominan al campo de batalla y constantemente triunfan en el ambiente convencional de operaciones y tácticas. Sin embargo, se encuentran hasta ahora sin alcanzar una victoria estratégica en Irak y en la Guerra Mundial Contra el Terrorismo (GMCT).

            La necesidad de prevalecer en las Operaciones de Estabilidad, Seguridad, Transiciones y Reconstrucción (OESTR) y en las operaciones contra los insurgentes es de primera importancia.  Los proponentes del concepto de Guerra de la Cuarta Generación (GCG) dicen que los EE.UU. está participando actualmente en la única forma de guerra que ha perdido en toda su historia: una lucha de muchos años contra una insurgencia organizada, frecuentemente muy motivada, pero no exclusivamente de poca tecnología.

            Clausewitz dijo “El primer trabajo…en preparar para la guerra es de identificar los centros de gravedad del enemigo, y si es posible, seguirlos a su origen para identificar lo principal.” [1]  Inicialmente, el Centro de Gravedad (CDG) del enemigo fue el personaje, la riqueza, y el poder de organización de Osama bin Laden. Pero el CDG del enemigo se ha cambiado de forma; ya es una ideología maligna del Islam, una ideología que da fuerza a las insurgencias organizadas como las de Irak, y al terrorismo global; ambos fenómenos comparten una hostilidad a las normas sociales liberales. Esa ideología recibe impulso como un resultado del comportamiento Norteamericano, pero también gana energía de varias causas externas que no tienen remedio sencillo: la pobreza, el desempleo, el predominio de un gobierno ineficiente en el Medio Oriente, el conflicto entre los Israelíes y los Palestinos y la percepción del papel de los EE.UU. en ese conflicto, los cuales son solamente unas de las causas.

            Para vencer a la insurgencia en Irak y a las redes de alcance mundial conectadas a al-Qaeda o inspiradas por esa organización, la coalición debe por lo menos disminuir la violencia inspirada por esa ideología si es que no puede extinguirla.

            El Barón Antoine Henri de Jomini hizo la observación que las pasiones de un pueblo hostil son en sí las mismas de un enemigo poderoso, y que tanto El General como El Gobierno, ambos deben usar sus mejores esfuerzos para apaciguarlas.  De acuerdo con la nueva doctrina de Operaciones Basadas en Resultados (OBR), un efecto que busca los EE.UU. es el de una ausencia de violencia. Esto es casi la definición de la seguridad y es la base de los objetivos de la estabilidad y del establecimiento de una sociedad civilizada.

            El General Sir Frank Kitson notó que la característica principal que distingue las operaciones de estabilidad y reconstrucción de otras formas de guerra es que “se tratan esencialmente de una lucha para la mente de la gente.” [2] En la guerra para afectar a las mentes, los cerebros son puntos de convergencia, y es la tesis de este trabajo que las relaciones entre las mentes son vínculos que pueden influir por medio de operaciones dentro del campo de la conciencia que las une. El pensamiento colectivo de la población donde una insurgencia o ideología hostil persiste puede ser considerado como un sistema crítico o una función que es un punto decisivo y accesible.

            Hammes declara que el liderazgo de las organizaciones de GCG (Guerra de la Cuarta Generación) “reconoce que su función más importante es el de mantener la idea y las organizaciones.” [3] Entre los requisitos críticos del terrorismo y la sublevación es un flujo de reclutas preparados a pelear, morir y hasta suicidarse para el Islam radical. El caos y el parroquianismo sectario constituyen ciclos auto-perpetuantes que acrecientan mucho a la producción de los futuros combatientes. Pero el estrés y la frustración que contribuyen mucho a la disponibilidad de tales reclutas son puntos débiles críticos del enemigo.

 

EL MANEJO ESTRATÈGICO DEL ESTRÈS

 

            El Manejo Estratégico del Estrés (MEE), en grupos de personas que practican una técnica meditativa llamada el Programa Sidhi-MT, puede ser aplicada para reducir las hostilidades en áreas específicas. La hipótesis en la cual se basa la teoría es que la conciencia es un campo, y que los efectos generados en el campo de la conciencia pueden afectar la química cerebral, [4] la actividad del cerebro, [5] el pensamiento y el comportamiento subsiguiente de potenciales belicosos que no están participando en la práctica meditativa ni siquiera están concientes de la misma.

            La Meditación Trascendental (MT) es una técnica puramente mental, introducida al occidente por el Maharishi Mahesh Yogi hacia el fin del década de los 1950. Se practica la técnica con los ojos cerrados dos veces al día por unos 20 minutos. Se enseña la técnica de una manera muy regular, lo cual la hace sujeto a la evaluación científica. Trascender significa ir más allá de una cosa; meditar es pensar; según los orígenes de esta técnica en la tradición Vèdica de la India, la MT es una técnica para ir más allá del pensamiento, para entrar en el campo de la conciencia pura, la fuente del pensamiento.

            La palabra Vèdica tiene su origen en Ved o Veda; es un término Sánscrito traducido simplemente como “conocimiento” o “ciencia”, pero en fin refiere a un campo fundamental de la existencia desde el cual se originan todas las formas y los fenómenos de la naturaleza. La naturaleza de este campo de conciencia como lo define la tradición Vèdica es idéntica al campo unificado de todas las leyes de la naturaleza identificadas por la física quántica. [6] Es un campo sin límites, eterno, que no cambia y que se penetra en todas partes, que actúa sobre si mismo, despierto y dinámico en si mismo, la fuente de todo orden, inteligencia, creatividad y fuerza de organización, “un medio continuo que está presente en todo el espacio.” [7]  Esta idea ha sido aceptada en la física moderna desde hace muchos años. [8] Dijo Max Planck, para quien le nombraron la escala Planck y quien describió a principio del siglo 20 la naturaleza quántica de la realidad subatómica: “Considero a la conciencia como lo primario. Considero a la materia como derivado de la conciencia.” [9]

            Puesto que el concepto de un campo de conciencia es sutil, la mayoría de la gente está familiarizada en la vida cotidiana con campos que influyen efectos distantes de su causa. El imán de un niño mueve los pedazos de hierro por medio del campo magnético; cualquiera que ha ajustado una antena encima de un televisor estaba tratando de conseguir mejor la señal propagada de la televisora por medio del campo electromagnético.

            Los científicos sociales generalmente imaginan a las interacciones sociales como efectos lineales y Newtonistas. Es decir, a menos que alguien habla con otro, fusila a otro, da empleo o dinero a otro (o influye a una tercera persona para que haga estas cosas), o trata con otra persona en una forma tangible, no existe interacción significativa entre estas personas. Este modelo concluye que las personas actúan entre sí como las bolas en un juego de billar. Una bola pega contra otra y contra otra y, en esta forma la interacción se propaga. Si no ocurre el contacto, no hay efecto. La tradición Vèdica tiene una base teórica extensa que es más allá del alcance de este papel de investigación; pero desde esa perspectiva Vèdica, la conciencia no es como esa mesa de billar, sino más como un baño.

            Una analogía sencilla puede ayudar. Visualice tina en calma y que tiene más o menos una docena de corchos suspendidos en ella. Si alguien empuja un corcho hacia abajo y lo suelta, la corcha comienza a subir y bajar en el agua. Mientras se mueve en esa forma, aunque no está tocando a ninguno de los otros corchos, propaga cierto efecto mediante el campo del agua que causa a todos los otros corchos a mover arriba y abajo. Esto es análogo al efecto de campo de la conciencia. La idea es: las influencias generadas en la conciencia de los individuos o grupos pueden tener efectos sobre la conciencia de las personas que no están involucradas en la intervención específica que se está efectuando. Así es que, personas meditando, por ejemplo, pueden tener efectos sobre personas que no están meditando, y pueden generar influencias de coherencia en toda la sociedad.

            En la MT, la mente sigue su tendencia natural de trascender niveles burdos y superficiales del pensamiento, experimenta los niveles sutiles, trascenderlos, y permanecer en la conciencia pura como se mencionó antes. Un avance elaborado de la MT, el programa Sidhi-MT permite al practicante permanecer y actuar y generar influencias dentro de esos niveles sutiles de pensamiento; desde niveles superficiales al Trascendental, pero aún así, niveles que son menos diferenciados, más enérgicos y más poderosos que los niveles más superficiales. Esa influencia tiene efectos en los niveles más sutiles de pensamiento de todos dentro del alcance operativo de la intervención, y así pueden cambiar sus pensamientos burdos y acciones subsiguientes.

            Las influencias generadas en el programa Sidhi-MT tienen efectos locales y a distancia. Los científicos dicen:

Las unidades políticas reflejan mayor homogeneidad, mejores relaciones personales, interacciones de mayor frecuencia, y líneas internas más fuertes de influencia (cultural, emocional, económicas, y también políticas) que esas que cruzan fronteras (políticas), y por tanto no pueden ser ignoradas en los cálculos del “esparcimiento” de los efectos pronosticados de la coherencia sobre la conciencia colectiva y el comportamiento… Nuestra experiencia común con efectos cotidianos de campo como la transmisión de ondas de radio o de televisión nos dice que las condiciones locales (incluyendo el tiempo, el terreno, y otras fuentes electromagnéticas, tales como las líneas de transmisión de energía) afectan los patrones de transmisión a través de largas áreas. La conexión que proponen entre la conciencia y el campo unificado apoyaría patrones parecidos pero con influencia diferenciada debido a límites locales en la conciencia colectiva. [10]

            (Los sinónimos para el fenómeno generado por los grupos de practicantes de Sidhi-MT incluyen: la Tecnología de la Defensa Invencible, Grupos que Crean la Coherencia, el Efecto Maharishi, el Efecto de la Super-Irradiación, la Tecnología Maharishi del Campo Unificado (TMCU), la Tecnología de la Reducción del Estrés Social (TRES), la Tecnología de la Defensa Basada en la Conciencia, y la Tecnología de la Defensa Basada en el Campo Unificado. Este estudio de investigación usará el Manejo Estratégico del Estrés, porque ese término parece ser más accesible a los que no están familiarizados con la terminología de la organización de la MT.)

            Se podría derivar de la literatura Vèdica, los textos de la India antigua, la siguiente hipótesis: cierto número de personas meditando en un área cambiará las tendencias de la población circundante. [11]  Las mentes así afectadas manifestarán más del orden e inteligencia perteneciente al campo de la conciencia, aumentando las influencias positivas y disminuyendo las negativas.

 

Tat sannidau vairatyagah

                        “Cerca del Yoga, la enemistad termina.”

-          Yoga sutra, 2.35

 

 

Esta hipótesis fue probada por primera vez entre 1970 a 1980 cuando se descubrieron que 24 ciudades en los EE.UU. tenían el uno por ciento o más de su población practicando la MT. Estas ciudades del “uno por ciento” fueron comparadas con 24 ciudades que no tenían el uno por ciento de su población practicando la MT. Esas ciudades que alcanzaron el nivel del uno por ciento experimentaron tendencias a menor delincuencia, mayor empleo, y un mejoramiento en la calidad de vida. [12]

La hipótesis de la literatura Vèdica predijo además que este efecto de “super-irradiación” o de la “creación de coherencia” sería todavía más fuerte cuando fue generada por personas practicando el Programa de Sidhi-MT. La predicción fue lo siguiente: mientras el uno por ciento de la población practicando la MT generaría este efecto de coherencia suficientemente en el medio ambiente para causar efectos en el comportamiento de personas que no practicaban la técnica, el mismo efecto será producido cuando solamente la raiz cuadrada del uno por ciento de una población practicaba el Programa Sidhi-MT.

Esto presentó la posibilidad práctica de movilizar equipos de personas practicando el Programa Sidhi-MT y mandarlos a lugares problemáticos en el mundo. Esto se realizó en varias ocasiones, y los efectos fueron documentados. Es decir, ciertas tendencias fueron evaluadas, particularmente en lugares que fueron sitios de violencia durante el período entre 1970 y 1990, tales como África del Sur, Nicaragua, Irán, Líbano e Israel. Equipos de practicantes del Programa de Sidhi-MT fueron ubicados en estas áreas durante tiempos de disturbios sociales. Descubrieron que estos equipos pudieron disminuir el desorden en la sociedad y aumentar la coherencia y el positivismo. Se notó además que cuando los equipos fueron sacados de estas áreas, los problemas en general aumentaron nuevamente. Este hallazgo fue replicado muchas veces a un grado de importancia estadística muy alto. Luego, grupos establecidos en ciertas ciudades en los EE.UU. demostraron reducciones en el índice de delincuencia y otros índices de desorden social e infelicidad, y aumentos en los índices del mejoramiento en la calidad de la vida. Hasta 51 estudios involucrando este efecto de la creación de coherencia se han efectuado, y se halló que el efecto fue significativo en todos. [13]

Limitaciones sobre espacio prohíben un repaso de los 51 estudios. Sin embargo, tres pueden servir como ejemplo. Estos tres se tratan de los efectos del Programa Sidhi-MT sobre la violencia de la guerra, del crimen, y del terrorismo, respectivamente. Dos son estudios que intentaban predecir efectos en el futuro; todos fueron publicados en revistas científicas que son criticadas por otros científicos del mismo nivel de pericia. 

 

INVESTIGACIONES CIENTÌFICAS

 

ESTUDIO NO. 1, MUERTES DE LA GUERRA E INTENSIDAD DE LA GUERRA

            En el verano de 1983, Israel estaba muy involucrado en el Líbano, y estaba experimentando pérdidas militares. Los investigadores probaron este sistema al establecer en Jerusalén un grupo de practicantes del Sidhi-MT, alrededor de la raíz cuadrada de la población que querían afectar. Antes de comenzar el estudio, establecieron su metodología y las predicciones de los resultados con consejos independientes de crítica en Israel y en América del Norte.

            Lo más notable entre los variables dependientes (dependiente en que variaban dependiendo de la variable independiente, que era el tamaño del grupo de coherencia) eran las muertes de guerra y la “intensidad de la guerra,” derivados de un análisis del contenido de reportes de en la prensa. (Otras medidas incluidas fueron delitos, accidentes, fuegos, el desempeño de la bolsa de valores Israelí, y “estado de ánimo nacional”, indicado por el carácter dominante del reporte principal en la primera página del periódico cada día, leído por distintos observadores que no sabían el número de personas en el grupo de meditadores).  Los investigadores también midieron la variabilidad; es decir, si el grupo creando la coherencia fue efectivo, todas las medidas deberían mejorar y la variabilidad entre las medidas debería disminuir. Si el grupo no tenía ningún efecto, entonces algunas medidas deberían mejorar, algunas volverse peor, en su modo al azar, y la variabilidad sería lo usual o “normal.”

            Tomaron precauciones en diseñar el estudio para minimizar elementos confusos, y para explicar esas influencias que no se podía controlar, como días feriados, la temperatura, fines de semana, por ejemplo. El estudio duró desde agosto a septiembre de 1983. El variable independiente varió entre 65 a 241 participantes.

RESULTADOS:

            Hubo siete desviaciones de la variable independiente durante el período experimental; el movimiento de las variables dependientes en la dirección predicha acompañó cada desviación. La variabilidad disminuyó como fue predicha. En total hubo una disminución en un 76% en las muertes, (p = 0.0004), y 45% menos intensidad. También ocurrió un “mejoramiento en el estado de ánimo nacional;” las medidas de la calidad de la vida y los índices económicos aumentaron significativamente, a la par con el tamaño del grupo de intervención. [14]

ESTUDIO NO. 2: LA DELINCUENCIA

            El segundo estudio fue conducido en los EE.UU. durante el verano de 1993 en Washington, D.C. Fue riguroso, más grande, y tuvo resultados igualmente claros. La hipótesis en este caso fue lo siguiente: la ubicación de un grupo de personas practicando el Programa Sidhi-MT resultará en una disminución en delitos violentos y en el estrés social, y también en un mejoramiento en la efectividad del gobierno.  Específicamente, basado en la población de Washington, D.C., se predijeron que trayendo 4,000 practicantes resultará en una reducción de un 20 por ciento en delitos violentos en el Distrito de Columbia durante el período del estudio.

            La variable independiente fue el tamaño del grupo, que creció desde junio y durante todo el mes de julio de 1993. Las variables dependientes principales fueron los crímenes violentos (homicidios, asaltos y asaltos sexuales, o “HRA”), y la aprobación pública del desempeño presidencial. Se hizo el estudio en coordinación con el Departamento de Policía Metropolitana del Distrito de Columbia, que proporcionó los datos de los delitos (un miembro del Departamento de Policía del Distrito de Columbia fue uno de los autores del estudio). La División de Evaluaciones del Instituto de Ciencia, Tecnología y Política Pública analizó las estadísticas, usando lo que se llama análisis tiempo-serie, y ajustando para los efectos del clima, luz del día, tendencias de los delitos, etc.  El estudio fue supervisado por un consejo independiente de científicos de instituciones de todo el país que revisan proyectos. [15]

 

RESULTADOS:

            Durante el primer mes del estudio, los índices de delitos disminuyeron un poco. Habían unos mil practicantes de los Sidhi-MT en el grupo en ese momento. En las quinta y sexta semanas, el número aumentó a unos 2,500, y al final del proyecto demostrativo, en las dos últimas semanas de julio de 1993, habían casi 4,000 personas participando en la demostración. En la culminación de la asamblea, cuando el grupo estaba en su punto más alto, el crimen (HRA) disminuyó marcadamente debajo del nivel proyectado. [16]  La reducción fue de un 23.3% (p<0.000000002); usando un tiempo de comparación más largo hasta 1988, la reducción fue en un 24.6%. La aprobación pública del Presidente cambió de una tendencia negativa a una positiva (p<0.00002).

            Después de la terminación de la asamblea, el efecto comenzó a desaparecer y los delitos regresaron a su nivel regular. El modelo usado proyectó que, si el grupo no se hubiera disuelto, las incidencias de delitos se habrían reducido por un 48 por ciento en los meses subsiguientes, y que un grupo más grande trabajando por un período más extendido habría producido aun mayores reducciones en el crimen.

ESTUDIO NO. 3: EL TERRORISMO

            Durante el período 1983 a 1985, habían tres grandes asambleas de personas practicando el programa Sidhi-MT en Iowa, Holanda y Washington, D.C.  Entre 8 a 11 días, y con 8,000, 6,000, y 5,500 participantes respectivamente, estas asambleas fueron suficientemente grandes (acercándose a, o en exceso de la raíz cuadrada del 1% de la población mundial) para tener efectos mundiales de la creación de coherencia. En este estudio retrospectivo, los investigadores examinaron datos de la Rand Corporation sobre los números de pérdidas y muertes debidos al terrorismo durante 1983-1985, y efectuaron análisis tiempo-serie para determinar si ocurrieron reducciones en el terrorismo durante las asambleas. También evaluaron datos de evaluaciones regularizadas sin referencia de fecha a las noticias de periódicos principales para determinar los efectos sobre los conflictos internacionales. Los investigadores controlaron para los factores de la temporada, fin de año y otros.

RESULTADOS:

            Ocurrió una disminución de un 72% en el terrorismo (p<0.025), y un 32% menos conflicto internacional (valores de p desde <0.005 a <0.025) durante las asambleas. [17] El Capitol International World Stock Index (Índice Internacional de Valores Mundiales Capitol) aumentó durante cada asamblea (p<0.025).

EXPLICACIONES ALTERNATIVAS:

            En vista de la naturaleza no ortodoxa de este programa, los que establecen las políticas desearán explorar explicaciones alternas para los efectos notados. Estas son cinco:

 - Asociación o causalidad

             - Factores de confusión

             - Causa contra efecto

             - Coincidencia, suerte.

             - Fraude

            Algunos científicos han demostrado una hostilidad hacia estos estudios. [18]  Pero comentaristas objetivos de los datos de las investigaciones quedaron satisfechos que estas explicaciones alternas potenciales no han sido la causa de los hallazgos en estos estudios. [19] Un comentario de parte de un prominente experto en el campo de estudios sobre la paz y la solución de conflictos, Ted Robert Gurr, profesor emèrito de gobierno y política en la Universidad de Maryland, es representativo de las reacciones de aquellos que han revisado imparcialmente este cuerpo de estudios científicos:

En los estudios que he examinado sobre el impacto del Efecto Maharishi sobre los conflictos, no puedo encontrar algún error metodológico, y los hallazgos han sido consistentes en un alto número de réplicas en muchas situaciones geográficas y conflictivas. A pesar de que la premisa suena improbable, creo que tenemos que tomar estos estudios en serio. [20]

 

ANÀLISIS DEL CURSO DE ACCIÒN

 

            No es el propósito de este trabajo el desarrollar un Curso de Acción (CDA) completo. Antes de que el MEE en la forma del programa de Sidhi-MT pueda ser considerado seriamente como un curso de acción potencial, debe pasar las pruebas para averiguar si es adecuado y apropiado, factible, aceptable y distinguible. Aunque esta tecnología de la conciencia se ha demostrado tener eficacia en una gran variedad de ambientes, para los propósitos de sencillez e ilustración este Curso de Acción será aplicado a la misión actual en Irak. Lo mínimo de este Curso de Acción será la inserción de un grupo o de grupos de practicantes de los Sidhis-MT en Irak para generar el efecto del MEE. Aunque este Curso de Acción podría funcionar por si sólo, es compatible con muchos otros pasos que la coalición puede tomar. El MEE y otros posible Curso de Acción pueden ser aplicadas al mismo tiempo sin conflicto.

APROPIADO Y ADECUADO

            El MEE es compatible con la guía del comandante. Los EE.UU. buscan “un Irak que está en paz, unido, estable, democrático y seguro.” [21] En vez de ser cinético, el MEE es no-violento. En vez de aplicar la fuerza del “cíclope de un brazo” [22] en las operaciones de combate, los proponentes dicen que el MEE es una dimensión de fuerza suave, la fuerza de mayor suavidad, que involucra no la coerción económica, no la confrontación de negociaciones diplomáticas, ni aún los esfuerzos de cambiar a las mentes por medio de operaciones de información. [23]

            No existe la oportunidad de generar daños indirectos; de hecho,  los datos indican efectos en segundo y tercer nivel. La estratégica Americana incluye la creación de “instituciones nacionales que son estables, pluralistas y efectivas” y una “economía auto-suficiente y estable.” [24] Muchos de los estudios sobre el programa Sidhi-MT confirman beneficios en las áreas de gobernabilidad efectiva y el mejoramiento de los índices económicos.

ES FACTIBLE?

            Según la Hipótesis de la “Frustración – agresión”, la guerra nace en la forma siguiente: “El hombre en la calle, con su avidez para el poder y el prestigio frustrado por sus propias limitaciones y las necesidades de la vida social, proyecta su ego sobre su nación y gratifica sus aspiraciones anárquicas por medio de otros.” [25]  Maharishi Mahesh Yogi (en adelante, solamente “Maharishi”) ha contado una perspectiva relacionada aunque algo diferente:

     Todos los eventos de la violencia, la negatividad, el conflicto, las crisis, o los problemas en cualquier sociedad son simplemente la expresión del aumento del estrés en la conciencia colectiva. Cuando el nivel del estrés se vuelve lo suficientemente alto, se expresa en la violencia de gran proporción, la guerra y los conflictos civiles necesitando acción militar. [26]

 

            Soluciones activas para problemas resultando de esa causa pueden ser difíciles de encontrar.

            Metz dice que las insurgencias del siglo 21 incluyen no solamente el régimen y la insurgencia, pero es caracterizado por el papel creciente de lo que llama las fuerzas “terceras” y “cuartas”, todas afectando el conducto y el resultado del conflicto. “Las fuerzas terceras fueron organizaciones armadas a veces asociadas con los insurgentes y a veces con el régimen… Incluyen las milicias, pandillas criminales, ejércitos privados, y varios tipos de grupos de muerte…”  [27]  Las cuartas fuerzas fueron organizaciones sin armas que no fueron parte del estado, tales como organizaciones no-gubernamentales y la prensa, Al-Jazeera es un ejemplo de ellas. Metz nota además: “Tratando con las fuerzas terceras y cuartas crea un tipo de conflicto distinto y requiere una estrategia distinta que no recibe ayuda de la doctrina actual.” [28] Los tres estudios mencionados demuestran eficacia en las áreas de guerra, el crimen, y el terrorismo, además de en la economía y la política, y apoyan el argumento que el MEE puede realizar su parte de la misión [29] “dentro de los límites del tiempo, espacio y de recursos.” [30]

            Una propuesta ya se ha hecho para tener un grupo de expertos en Sidhi-MT operando en Irak para aplicarse a la amenaza de los aparatos explosivos improvisados (AEI). [31] Basado en la población que será afectada (aproximadamente 29 millones de mentes en Irak), la raíz cuadrada del 1% será 540. Un reto a los esfuerzos contra los insurgentes es el hecho de que los “insurgentes no necesitan todo ni la mayor parte del público para apoyarlos, sino solamente una base de apoyo activo y pasividad de los demás.” [32] Según Maharishi, “Es la debilidad y la falta de pensamiento coherente en el sector civil de una nación que producen la situación donde la acción militar y la guerra se vuelven necesarias.”

            La solución excesiva en la propuesta fue de unos 1080 individuos, para tomar en cuenta las vacaciones, la enfermedad, cambios en el personal, etc.  Basado en las pruebas anteriores, los proponentes anticipan una reducción de las muertes debido a acciones hostiles en un 70% en seis semanas, con una reducción concomitante en el conflicto, mejoramiento en el gobierno, y un aumento general en la cooperación. Esto puede ayudar a invertir dos de los efectos desafortunados de la evolución de la insurgencia: aumentando las actividades de combate de las fuerzas norteamericanas, resultando en “menos tiempo y menos recursos para otras actividades, incluyendo la reconstrucción,” [34] y revertir el aumento del número de Iraquíes que creen que los insurgentes pueden vencer a los EE.UU. [35]

            Los efectos son sostenibles: no hay un efecto hostil predicho de “fatiga”, y no hay algún “modo de evitar” para vencer a este método. En realidad, las investigaciones científicas indican que entre más tiempo se mantiene al grupo,  más fuerte se volverá el efecto.

            La ejecución puede hacerse en tres o más formas. Más de 20,000 estadounidenses han sido entrenados en el Programa Sidhi-MT. Muchos de ellos son muy motivados para demostrar la eficacia de este método; haciendo un contrato con mil de ellos no debe ser muy difícil. Miles más alrededor del mundo están disponibles si se necesitan. Hay un valor sutil añadido al entrenamiento de mil Iraquíes en la técnica, pues enlaces de afinidad cultural deberían aumentar el efecto de MEE, y acrecentar la autonomía Iraquí. Ese entrenamiento tomaría unos seis meses. Entrenando al personal militar norteamericano o a los empleados gubernamentales, quienes podrían ser utilizados luego en otras áreas, de ser necesario, como otra alternativa.

            El costo de la propuesta es relativamente bajo. El despliegue inicial de los primeros miles contratados costaría aproximadamente $17 millones. El mantenimiento del grupo sería mas o menos $16.7 millones por mes, más el costo del mantenimiento. El entrenamiento de personas nacionales costaría más inicialmente, pero los costos subsiguientes serían unos $30 millones por año.

            Resaltarían efectos positivos en otros niveles al entrenar soldados en esta técnica (o simplemente en la técnica básica de la MT). Comparada con otras técnicas, [36] muchos beneficios médicos y sicológicos de la MT han sido documentados, [37] tales como una reducción en el uso de servicios médicos y en los costos. [38] La MT ha mostrado de ser beneficioso en el tratamiento del Síndrome del Estrés Resultando de Trauma (SERT) [39] y puede servir para aumentar la resistencia de los soldados contra el síndrome. [40]

            En la época del “cabo estratégico” y del Efecto del CNN, se ha vuelto todavía más importante para los soldados al nivel táctico al comportarse de una manera consistente con los valores más altos de la moralidad. [41] La práctica de la MT está asociada con mayor desarrollo de un “pensamiento no-convencional”, un nivel más alto de madurez moral. [42] Para los delincuentes que han aprendido la MT es menos probable que continúen cometiendo delitos, y no solamente delincuentes que han decidido aprender la MT por sí mismos  mientras simultáneamente optan por dejar la delincuencia, sino también para los delincuentes que han cometido varios delitos y han sido sentenciados. Se observa que al aprender la MT tienen mejores resultados. [43]

ACEPTABILIDAD

            La aceptabilidad tiene que ser evaluada en dos maneras. Primero, el riesgo de usar esta tecnología debe ser evaluado. El enemigo es hábil, y si esto es un arma, se puede anticipar que el enemigo descubrirá una manera de usarlo contra las fuerzas de la coalición. Segundo, con un método tan extraordinario, la naturaleza conservadora de los militares puede detener su uso.

            Es difícil imaginar que al-Qaeda o sus ramas usarían el MEE. Si lo hicieran, disminuirán sus propias tendencias violentas. Paradójicamente, el uso del MEE de parte de la coalición puede alcanzar algunas de las metas positivas del Islam radical.

         La fuente de la influencia de Bin Laden…yace en la lista de las políticas actuales de los EE.UU. hacia el mundo Musulmán porque esas políticas enfurecen a los musulmanes en todas partes del mundo – independiente de sus opiniones sobre las acciones marciales de al Qaeda – y proporciona a los esfuerzos de bin Laden de fomentar un jihad defensivo mundial contra los EE.UU. un espacio casi ilimitado para crecer… El apoyo brindado por los EE.UU. a los países contra los Islamistas; al igual que su protección contra múltiples tiranías Musulmanes; sus esfuerzos en tratar de controlar la política del petróleo y el costo del mismo; y sus actividades militares en Afganistán, Irak, la península árabe, y otras partes – son las causas de la infección del odio que se propaga en el mundo Islámico. [44]

            Aunque la aplicación del MEE en Irak posiblemente no tendrá efecto en las políticas de los EE.UU. mundialmente, los datos indican que el MEE aplicado en los EE.UU. sí lo haría. [45]  Los EE.UU. sería menos arrogante, menos parroquial, menos impulsado por los intereses económicos, más respetuoso de otras culturas y del complejo militar industrial contra el cual Eisenhower advirtió. Con respecto a su papel ante el mundo que afecta a la población global, los EE.UU. se adheriría más a la guía del Manual de Campo 100-20, en la cual el gobierno debe “identificar las quejas verdaderas del pueblo y tomar acciones políticas, económicas y sociales para corregirlas.” [45]  La mano sin guía de la globalización (los EE.UU. siendo su máquina principal) y el comportamiento del “Rebaño Electrónico” de Friedman [47] serían más positivos al crear menos degradación ambiental, promoviendo la riqueza y la prosperidad sin quitar demasiado la propiedad privada y con menos explotación, y crearían nuevas oportunidades financieras sin una destrucción innecesaria de las formas de vida tradicionales.  Estos son los tipos de fenómenos gobernados por la “conciencia colectiva.” [48]

            No se debe asumir que habrá una resistencia al MEE de parte de los militares. Al haber comenzado la práctica del programa de la Meditación Trascendental para probar su eficacia dentro del ejército, El ex comandante del Colegio de Guerra del Ejército de los EE.UU., el General de División Franklin Davis lo recomendó como antídoto para el estrés en las fuerzas armadas y como impedimento al abuso de las drogas y dijo:

             “la Meditación Trascendental me ha representado mucho personalmente.           Mis amigos y mi esposa dicen que ha mejorado mi ánimo y mi médico me     ha dicho que he reducido mi presión arterial unos diez puntos…” [49]

Pero existen aspectos de este programa que presentarán retos a muchos, particularmente en las siguientes tres áreas:

- Una falta aparente de verosimilitud.

            - Uso de un abordaje atípico entre los que promueven la técnica.

            - Prejuicios culturales, raciales o religiosos.

            Falta de verosimilitud: en efecto, el Manejo Estratégico del Estrés en la forma de la práctica en grupo del Programa Sidhi-MT simplemente suena extraño. La idea de parar la guerra por medio de la meditación va contra el sentido común. [50] Los datos son impresionantes, pero el concepto es tan extraordinario que es fácil rechazarlo antes de tomar el tiempo para analizar las investigaciones científicas que apoyan al concepto.

            Uso de un abordaje atípico: aunque los investigadores están dedicados al método científico, muchos miembros de la organización de la MT representando los resultados de las investigaciones científicas sobre la técnica creen mucho en el valor de su meditación. Esto ha causado que varias personas duden su objetividad. Además, aunque no exclusivamente, muchos son muy liberales y contra la guerra. Sin embargo, la mayoría son muy respetuosos de los militares y aprecian su papel. De hecho, el Maharishi es de la casta kshatriya, o de los guerreros.

            Perjuicios: La MT no es una religión, ya que no requiere cambio en el sistema de creencias o estilo de vida, y es compatible con cualquiera observación religiosa. Los sacerdotes, los rabinos y los clérigos de todas las religiones la practican. Sin embargo, el Maharishi es monje Hindú. Algunos que están encargados de tomar decisiones pueden tener reservas en aceptar un sistema cuyo promovedor principal es un gurù Indio. [51]

SI ES DISTINGUIBLE

            Seguramente este CDA es fácilmente distinguible de cualquier otro. Nadie esta proponiendo nada ni vagamente similar a la práctica en grupo del Programa Sidhi-MT. Pero los planeadores pueden considerar un CDA diferente. En la práctica de la medicina y la psicología existen muchas técnicas del “manejo del estrés” o del “relajamiento”, y a menudo están agregadas como básicamente intercambiables. Si la MT y el Programa de Sidhis-MT son formas del control del estrés, o si otras técnicas existen para el control del estrés, entonces tal vez algunas de esas otras técnicas (sin los otros aspectos asociados con la MT en términos de su origen, organización, nombre, etc.) pueden ser aplicadas en Irak para el MEE.

            Los datos no apoyan la idea de que todas las técnicas de relajamiento son intercambiables; los estudios científicos indican que el área de las técnicas del control del estrés es en realidad muy heterogénea. La actividad cerebral es distinta en las diferentes técnicas, [52] y los resultados son diferentes. [53] Datos de ocho analices de tipo meta formando parte de 597 estudios distintos de técnicas (que incluyeron Zen, la reacción de relajamiento de Benson, el biofeedback, entre otras formas de meditación y relajamiento) muestran una gran variedad de resultados. A través de todo el alcance de los hallazgos, descubrieron que la MT tuvo mayor eficacia que cualquier otra técnica en ayudar a contrarrestar una serie de problemas – incluyendo una reducción en la ansiedad, reducción en la hipertensión, mayor relajamiento psicológico, mayor auto-realización, mejoramiento en resultados psicológicos, y reducción en el abuso de alcohol y las drogas. [54] Estudios prospectivos controlados comparando la MT directamente con otras técnicas en diferentes ambientes han producido resultados similares. [55], [56]

            No existe sistema entre las otras técnicas similar al programa de grupo del Programa Sidhi-MT con sus efectos sociales. En la ausencia de datos, no se puede concluir que ninguna otra técnica pudiera tener los mismos resultados. Es decir, tal vez los planeadores pudieran usar otra técnica; pero hasta ahora no hay datos disponibles para apoyar a la aserción que alguna otra técnica puede tener los mismos resultados que ha tenido el Programa Sidhi-MT.

            CONCLUSIÒN

            “Los Americanos están entre dos fuegos,” dijo Ayman al-Zawahiri, el segundo en la línea de mando de al-Qaeda en 2004. “Si se quedan (en Irak) morirán debido al derrame de sangre, y si se van habrán perdido todo.” [57] Las incertidumbres sobre la legitimidad de las motivaciones norteamericanas en invadir a Irak han debilitado el apoyo popular para la guerra; la Operación Liberación Iraquí y tal vez la Guerra Mundial Contra el Terrorismo en su totalidad, se encuentran bajo un riesgo de fracaso. Los esfuerzos de la coalición pueden terminar debido a una erosión en la voluntad nacional norteamericana. La violencia continúa y las pérdidas consiguientes imponen más tensión política sobre los que toman las decisiones.

            Para evitar el “choque de las civilizaciones” puede que se requiera el MEE. La creación de un ambiente de calma y coherencia en Irak y en otras partes del mundo musulmán puede permitir a los musulmanes moderados ganar la guerra de las ideas en el Islam. Estableciendo una influencia similar en los EE.UU. puede resultar en la adopción de políticas que probablemente creen menos antagonistas en el futuro. Los proponentes del MEE dicen que, de todos los cursos de acción antes implementados o actualmente propuestos para Irak y que de acuerdo con todos los datos disponibles, ese curso de acción (MEE) puede ser esencial para realizar la misión.

            El MEE ha sido eficaz cuando ha sido aplicado a las actividades nefastas de delincuentes y terroristas, así como a la violencia legal de los combatientes. Esto es una dicha, porque una asociación de estos maleantes es el probable enemigo de las fuerzas expedicionarias norteamericanas en el siglo 21. Como observa Metz, “Al fallar en prepararse ante una contra-insurrección en Irak y al fallar en evitarla, los EE.UU. han aumentado las probabilidades de enfrentarla nuevamente en el futuro cercano.” [58]

            El Manejo Estratégico del Estrés en la forma de la práctica en grupo del Programa Sidhi-MT es efectivo para reducir el comportamiento hostil en poblaciones específicas. La aceptabilidad de este método no-convencional no ha sido establecida.

 

NOTAS

[1] Carl von Clausewitz, On War  (Sobre la Guerra) (1832).  Citado en el curso 572 del Colegio de Guerra del Ejército de los EE.UU, primera lección, 2007.

[2] General Sir Frank Kitson, citado en Andrew Garfield, Succeeding in Phase IV: British Perspectives on the US Effort to Stabilize and Reconstruct Iraq (Foreign Policy Research Institute, Philadelphia , PA, 2006) vi.

 [3] Colonel Thomas X. Hammes, The Sling and the Stone, (St. Paul, MN: Zenith Press, 2004), 222.

 [4] Kenneth G. Walton, Kenneth L. Cavanaugh, y Nirmal D. Pugh, “Effect of Group Practice of the Transcendental Meditation Program on Biochemical Indicators of Stress in Non-Meditators: A Prospective Time Series Study,” Journal of Social Behavior and Personality (2004): 339-373.

[5] David Orme-Johnson et al, “Intersubject EEG coherence: Is consciousness a field?” International Journal of Neuroscience 16, (1982): 203–209.

 [6] Robert M. Oates, Permanent Peace (Fairfield, IA: Institute of Science, Technology and Public Policy, 2002), 95-119.

 [7] Fritjov Capra, The Tao of Physics, (Boston, MA: Shambhala Publications, 1975).

 [8] John S. Hagelin, “Is consciousness the unified field? A field theorist’s perspective.” Modern Science and Vedic Science 1, no. 1 (1987): 29-87.

 [9] Oates, 122.

 [10] David Orme-Johnson, Charles Alexander, & JL Davies, “The effects of the Maharishi Technology of the Unified Field: Reply to a methodological critique.” Journal of Conflict Resolution, 34 (1990): 756–768.

 [11] Muchos ejemplos de la física existen, como el láser, y el efecto Meissner en la superconductividad, que demuestran que un número pequeño de partículas u olas comportándose en una manera coherente pueden causar a un sistema entero comportarse en forma coherente y resistir a las influencias externas de desorden. 

Para màs informaciòn, ver Maharishi Mahesh Yogi, Maharishi’s Absolute Theory of Defence, (India: Age of Enlightenment Press, 1995), 208-218.

[12] Michael Dillbeck, Garland Landrith III, & David Orme-Johnson, “The Transcendental Meditation program and crime rate change in a sample of forty-eight cities.” Journal of Crime and Justice, 4 (1981): 25–45.

 [13] Una bibliografía de 60 artículos revisando los 51 estudios está disponible en <http://www.truthabouttm.org/truth/SocietalEffects/ResearchOverview/index.cfm> Internet; visto el 29 abril de 2007.

 [14] David Orme-Johnson et al, “International Peace Project in the Middle East: The Effects of the Maharishi Technology of the Unified Field.” Journal of Conflict Resolution 32, No. 4 (December 1988): 776-812.

[15]          A pesar del éxito de las intervenciones previas en este asunto, este proyecto demostrativo fue recibido con cierto escepticismo. Un Jefe Asistente de la Policía de Washington, D.C. dijo, “La única cosa que reducirá la delincuencia en el Distrito este verano será 20 pulgadas de nieve.”

            Demostrando una reducción en la cifra de delitos no es fácil. Por ejemplo, si un charlatán deseaba tomar el crédito para una reducción en la delincuencia, solamente tendría que entrar a cualquier ciudad en julio, decir que hay un problema grande de la delincuencia y prometer que en seis meses podrá reducir la delincuencia en forma significativa. Seis meses después, en enero, la delincuencia sí sería menos: pero no debido a cualquier cosa hecha por él. La delincuencia sería menos porque casi siempre en enero baja la delincuencia en comparación a julio (con algunas excepciones como los robos con escalo). En el estudio citado, las influencias de las temporadas, como las de la temperatura, lluvia, efectos de fines de semana, el número de horas de luz del día, y aún las teorías que los campos geomagnéticos tienen efectos sobre la delincuencia fueron tomados en consideración. (Resulta que la temperatura es el factor más importante).

            Es decir, un modelo fue generado que podría dar cuenta de todos los cambios en las cifras de delincuencias durante el año y medio anterior más o menos, y una vez que demostraron que ese modelo daba cuenta de esas cifras de delincuencias, lo examinaron mirando hacia el futuro, para averiguar si continuaría en dar cuenta de los cambios en los delitos. Y ciertamente, este modelo funcionó. Al final, las tres consideraciones principales son: la temperatura, y con menos importancia, la precipitación y los efectos de fines de semana. Es decir, cuánto más calor hace, más el crimen ocurre. Cuando llueve, hay menos crimen.

            El modelo de los investigadores demostró que, tomando en cuenta las variables, la delincuencia ocurriría dentro de una extensión particular. Un verano especialmente caluroso con poca lluvia sería un verano con más delitos; un verano más fresco con mucha lluvia sería un verano con menos delincuencia. La naturaleza de la predicción hecha por estos investigadores fue que, a pesar de lo que serían las cifras delincuencias basadas en las predicciones estadísticas, habría una reducción en un 20 por ciento resultando del proyecto.

            Este método fue revisado por un grupo independiente formado de científicos de la Universidad de Maryland, la Universidad de Texas, la Universidad Temple, la Escuela de Derecho de la Universidad de Denver, la Universidad del Distrito de Columbia, la Universidad Americana y la Universidad Howard. Antes de empezar el proyecto, todos estos investigadores lo aprobaron y lo reconocieron que si la intervención iba a tener un efecto, éste fue el mejor método de medirlo y probarlo.

Emmanuel Ross de la División de Planeamiento e Investigaciones del Departamento de Policía del Distrito de Columbia dijo,

Los datos de las delincuencias violentas usadas en el experimento fueron proporcionados por el Departamento de Policía. El experimento parece ser llevado a cabo competentemente y parece ser un esfuerzo en buena fe de parte del Instituto de Ciencia, Tecnología y Política Pública de la Comisión Independiente de Científicos de Revisión de Proyectos formada para supervisar el proyecto.

            El Dr. John Davies es el Coordinador de Investigaciones Científicas del Centro Internacional de Desarrollo y Manejo de Conflictos en la Universidad de Maryland. Fue miembro de la Comisión de Revisión de Proyectos que evaluó el proyecto. Dijo: “El diseño del proyecto fue riguroso, el análisis fue conducido de una manera muy competente y los resultados son impresionantes.”

            Otros miembros de la Comisión de Revisión comentaron lo siguiente:

Un Profesor de Gobierno de la Universidad de Texas en Austin, el Dr. David Edwards dijo:

            “Se puede decir a ciencia cierta que el impacto social prometido de esta investigación excede significativamente a cualquier otro programa de investigación social-psicológica actual. Por esta razón únicamente la investigación y la teoría que la promueve merecen una seria consideración evaluativa por parte de la comunidad de ciencias sociales.” 

Ann Hughes, Ph.D., Profesora de Sociología y Gobierno en la Universidad del Distrito de Columbia también quedó impresionada con los hallazgos, y añadió: “A un escéptico diría, ‘Cuál es su solución?’ No he visto ninguna todavía.”

La Dra. Beverly Rubik, Biofísica y Directora del Centro Para las Ciencias Fronterizas de la Universidad de Temple:

Los datos muestran una correlación impresionante y estadísticamente significativa: una reducción en la los delitos violentos durante el período cuando el grupo meditaba. Un número impresionante de variables fue considerado en analizar los datos y estoy satisfecha de el equipo de investigación hizo un esfuerzo serio para examinar los datos a la luz de muchas otras influencias posibles.  

Las citas son de Robert Keith Wallace y Jay B. Marcus, Victory Before War (Fairfield, IA: Maharishi University of Management Press, 2005) iii-iv

Los doctores Edwards y Hughes no fueron practicantes de la MT (al menos no lo eran en el momento cuando hicieron sus comentarios).  Este autor no sabe si los otros miembros de la comisión de revisión practicaban la MT.

[16] John Hagelin et al, “Effects of group practice of the Transcendental Meditation program on preventing violent crime in Washington, DC: Results of the National Demonstration Project, June–July 1993.” Social Indicators Research 47, no. 2 (June 1999): 153–201.

[17] David Orme-Johnson, Michael Dillbeck, & Charles Alexander, “Preventing terrorism and international conflict: Effects of large assemblies of participants in the Transcendental Meditation and TM-Sidhi programs.” Journal of Offender Rehabilitation, 36 (2003): 283–302.

[18] Carla L. Brown, “Overcoming Barriers to Use of Promising Research Among Elite Middle East Policy Groups,” Journal of Social Behavior and Personality 17, no. 1 (2005): 489-543.

[19]          A. La asociación contra la causalidad

Existe una asociación entre la venta de helado y las cifras de la delincuencia; esta asociación no establece una relación causal. Ambas aumentan durante tiempo de calor. Pero como varían independientemente la una de la otra, limitando las ventas de helado no sería un medio efectivo para reducir el crimen.

B. Elementos desconcertadores

Los diseñadores de las investigaciones científicas deben tomar mucho cuidado para controlar para los efectos de los elementos desconcertadores (tales como el clima, o un aumento en la actividad de la policía, o un arreglo en establecer la paz de parte de la ONU). Una parte muy importante de las revistas científicas revisadas por expertos en las mismas áreas de investigación es de mantener fuera de la literatura científica las investigaciones mal diseñadas. En los estudios citados, no hay ningún mecanismo alternativo viable propuesto para las asociaciones descubiertas entre el tamaño de los grupos Sidhi-MT y la reducción en la violencia.

C. La causa contra el efecto

Especialmente con referencia al estudio sobre las muertes en la guerra entre Jerusalén y Líbano, la comisión que lo revisó preguntó sobre la relación causal de la intervención. Específicamente, preguntaron si el tamaño del grupo pudo haber sido afectado por el nivel de la violencia en vez de viceversa. Tal vez durante el aumento de hostilidades los meditadores fueron rápidamente al sitio de la meditación en grupo, y cuando el tiempo y el regreso promedio se dieron, se disminuyó la violencia, el tamaño del grupo de meditación solamente parecía ser responsable. Los investigadores fueron obligados a hacer más análisis estadísticos antes de publicar los resultados (un análisis de la transferencia de función para producir correlaciones cruzadas), y satisficieron a los verificadores que la “dirección de la acusación” fue desde la asamblea a las variables dependientes.

D. Coincidencia, suerte.

Si uno lanza una moneda al aire un millón de veces, en algún momento durante el proceso probablemente aparecerá cabezas 10 veces seguidamente. Pero es muy improbable que eso ocurra durante los diez lanzamientos que se decidió en adelante a observar; no es imposible, pero muy improbable.  Se hacen estudios suficientemente largos, y se repiten, para evitar que la suerte sea la causa de hallazgos positivos. En palabras sencillas, los valores “p” citados reflejan la probabilidad de que el hallazgo sea resultado de la suerte. La base principal para la “importancia estadística” es generalmente p<0.05; es decir, si la probabilidad de los hallazgos siendo el resultado de la suerte (en vez de ser el resultado de la intervención estudiada) es menos del 5%, entonces ese hallazgo es estadísticamente significativo. Los valores p en los tres estudios presentados aquí antes fueron menos de cuatro por 10,000 en el estudio sobre las muertes de la guerra en Líbano, menos de dos en un mil millón en el estudios sobre la delincuencia, y menos de cinco por mil en el terrorismo. La probabilidad que la coincidencia sea responsable para los hallazgos positivos en todos esos estudios es infinitamente pequeña.

E. Fraude

La integridad y la honestidad son lo más esencial en la investigación científica. A pesar del deseo que tenga un investigador de encontrar hallazgos significativos en su estudio, si se descubre que ha falsificado datos, su carrera profesional ha llegado a su fin. La idea de que varios investigadores conspiraron a través de todos estos años y lograron pasar mentiras por los verificadores de periódicos científicos que fueron imparciales (y a veces hostiles) y comisiones de revisión no es de creer.

 [20] Oates, 41.

 [21] National Security Council, National Strategy for Victory in Iraq (Washington, D.C.: The White House, November 2005), 1.

 [22] Hoffman, Changing Tires on the Fly (Foreign Policy Research Institute, Philadelphia, PA, 2006), vii.

 [23] John Hagelin, presentaciòn por video, 11 de abril 2007; disponible de <http://www.invincibledefense.org/videos/2007_04_11_hagelin.html>; Internet; accessed 1 May 2007.

[24] National Security Council, 1-2.

[25] Niebuhr, citado por John Garnett in, “The Causes of War and the Conditions of Peace.” in Strategy in the Contemporary World: An Introduction to Strategic Studies, ed. John Baylis, James Wirtz, Eliot Cohen, and Colin S. Gray (Oxford, UK: Oxford University Press, 2002), 66-87.

 [26] World Government News, 11:38.

 [27] Steven Metz, Learning From Iraq: Counterinsurgency in American Strategy (Carlisle, PA: Strategic Studies Institute, January 2007), 46-47.

 [28] Ibid., 81.

 [29] La misión actual en Irak se trata de fases para “Estabilizar” y de “Capacitar a la Autoridad Civil” de las operaciones, contra una amenaza irregular. Aunque el MEE pareciera menos relevante a las fases de “Tomar la Iniciativa” y “Dominar” en los conflictos convencionales, es ideal para las de “Formar” y “Disuadir”, y así también tener aplicación contra las amenazas que tienden a desbaratar y agravar. El pensamiento de un terrorista individual “super-habilitado”, miembro de una “celda fantasmal”, está fuera del alcance de cualquier intervención convencional. Las fuerzas de la coalición y sus órganos pueden solamente esperar poder interceptarlo; no lo pueden detener, controlar, o disuadir si está verdaderamente determinado de llevar a cabo algún acto terrible. En fin, la única defensa contra tales personas será de influir en su pensamiento a los niveles más sutiles, niveles que no pueden esconder, niveles que el MEE se ha demostrado ser capaz de influir, a pesar de la cultura y geografía.

[30] U.S. Joint Forces Command, Commander’s Handbook for an Effects-Based Approach to Joint Operations, (Suffolk, VA: Joint Warfighting Center, 24 February 2006), III-12. 

 [31] Mensaje electrónico personal del Dr. David Leffler a Brian Rees, 12 de abril, 2007. La información de contacto del Dr. Leffler está disponible en <http://www.InvincibleMilitary.org>; Internet; obtenido el 26 de abril de 2007.

 [32] Metz, 52.

 [33] Maharishi Mahesh Yogi, Maharishi’s Absolute Theory of Defence, (India: Age of Enlightenment Press, 1995), 59.

 [34] Metz, 35.

 [35] Ibid., 37.

 [36] David Orme-Johnson and Kenneth Walton K, “All Approaches to Preventing or Reversing Effects of Stress are Not the Same,” American Journal of Health Promotion 12, no.5 (May/June 1998): 297-298.

 [37] Bibliografía disponible de  <http://www.mum.edu/tm_research/research.html > : Internet; obtenido el 26 de abril de 2007.

[38] David Orme-Johnson, “Medical care utilization and the Transcendental Meditation program,” Psychosomatic Medicine, 49 (1987): 493–507.

[39] James Brooks and T. Scarano, “Transcendental Meditation in the treatment of post-Vietnam adjustment,” Journal of Counseling and Development, 64 (1985): 212–215.

 [40] David Orme-Johnson, “Autonomic stability and Transcendental Meditation,” Psychosomatic Medicine, 35 (1973): 341–349.

 [41] Martin L. Cook, “Moral Reasoning as a Strategic Leader Competency,” (Carlisle Barracks, PA: U.S. Army War College, August 1999), 1-6.

[42] S.I. Nidich, “A study of the relationship of the TM program to Kohlberg’s stages of moral reasoning”, Collected Papers on the Transcendental Meditation Program, 1 (1975): 585-593.

 [43] Charles Alexander et al, “Transcendental Meditation in Criminal Rehabilitation and Crime Prevention,” Journal of Offender Rehabilitation 36, nos. 1/2/3/4 (2003): 35-46

 [44] Anonymous, Imperial Hubris (Dulles, VA: Brassey’s, 2004), 263.

 [45] Según la doctrina nueva de la Guerra Céntrica de Red, (Oficina de Transformación de Fuerza, The Implementation of Network-Centric Warfare, (Washington D.C.: Departamento de Defensa de los EE.UU, 5 de enero de 2005), 15-21) el poder fluye de la sociedad, y la fuente de ese poder se ha vuelto más sutil, moviendo desde la industria hacia la información. Se ha reconocido que la guerra tiene áreas físicas, de información, social y cognitivas; más sutil que éstos y subyaciéndolos es el dominio trascendental de la conciencia. El término Guerra de la Época de la Conciencia parece ser un término que no tiene sentido; pero, al comentar sobre uno de los componentes de la tríada de Clausewitz, pacificando a la fuerza ciega y natural de la hostilidad de las poblaciones en ambos los EE.UU. y en el mundo musulmán, los proponentes dicen que esta red última puede pacificar al extremismo Islamista y realzar la coherencia de la política nacional norteamericana hasta el punto de minimizar los conflictos y promover a las soluciones pacíficas en áreas de desacuerdo.

 [46] Department of the Army, Military Operations in Low Intensity Conflict, Field Manual 100-20 (Washington, D.C.: U.S. Department of the Army, 1990), 2-18.

 [47] Thomas Friedman, The Lexus and the Olive Tree, (New York: Anchor Books, 2000), 13.

[48] Oates, 83.

[49] Citado en el sitio web del Centro para la Ciencia Militar Avanzada, enÑ <http://istpp.org/military_science/>; Internet; obtenido el 26 de abril 2007.

[50]          El Dr. Robert Duval de la Universidad de West Virginia fue uno de los revisores para el estudio de la Guerra de Jerusalén y Líbano. Sus comentarios editoriales, publicados en la misma edición del diario  (Journal of Conflict Resolution, 32 No. 4, Diciembre 1988), ilustran algunas objeciones anticipadas.

De una parte, la base teórica ofrecida para la actividad descrita, y los resultados…son anatema para él que se considera a si mismo como un proponente fuerte de la aplicación del método científico a las ciencias sociales…  El aspecto de este estudio que causa preocupación no es que ha sido publicado, pero que llegó como resultado del mecanismo (la revisión científica de profesionales) que… debe haberlo eliminado.

Para este verificador, la lección principal que hay que aprender es que si un estudio tan fuera de lo convencional puede ser apoyado con medidas y métodos, entonces tal vez existe un volumen notable de investigaciones de una naturaleza mucho más convincente que no es más válido que este artículo sobre la MT.

Esencialmente, el Dr. Duval concluye que la teoría en la cual se basa el Efecto Maharishi es tan inaceptable que considera que el proceso científico mismo puede estar quebrantado. Pero continùa:

Entonces estamos nuevamente con nuestro dilema. Aquí tenemos un artículo irregular con un diseño de alta calidad y metodología.

Pero si, por alguna casualidad extraña, estamos viendo una equivalencia en la ciencia social del “spukhafte Fernwirkungen” de Einstein (la acción extraña a larga distancia…), entonces nuestras percepciones de una “ciencia normal” de Kuhn de la política internacional están algo amenazadas. 

Tal vez es apropiado concluir este comentario por repetir una observación de Douglas Hibbs, quien, más que cualquiera, comenzó el uso de las técnicas de Box-Jenkins en las ciencias políticas. “En fin, es obligatorio proporcionar un modelo mejor al crítico.”

 [51]          En una presentación de esta información en el Grupo Proteus en Carlisle Barracks en agosto de 2006, un hombre mencionó que no pudo aceptar esta metodología porque cada vez que interrogaba a los proponentes sobre un punto difícil, frecuentemente respondían diciendo más o menos: “porque así lo dice Maharishi.”  Este autor ha escuchado a Maharishi muchas veces, y tal vez puedo ofrecer una iluminación a este fenómeno. 

            No es raro que Maharishi indique, por ejemplo, que la traducción Inglés de alguna literatura Vèdica es completamente incapaz. De veras, a menudo dice que son las sílabas Sànskritas mismas, las cualidades vibratorias de los sonidos que son más importantes. De hecho, el valor de mayor importancia de la literatura se encuentra en la potencialidad pura en el silencio entre las sílabas. Estas observaciones y otras similares son frecuentemente algo opacas aún a meditadores con mucha experiencia. Expresándolas adecuadamente puede ser un reto, y cuando uno lo intenta, puede resultar sonando como “porque así lo dice Maharishi.”

 [52] Fred Travis, “Are All Meditations the Same?”, presentación visual de la conferencia sobre la Ciencia de la Conciencia, abril, 2006; disponible de <http://www.fredtravis.com/talk.html>; Internet; obtenido 1 de mayo de 2007.

 [53] David Orme-Johnson, “Comparison of Techniques Issue: Are all forms of meditation and relaxation the same?”; available from <http://www.truthabouttm.org/truth/Research/ComparisonofTechniques/index.cfm>; Internet; accessed 1 May 2007.

[54]          Esta conclusión que la MT es una forma de relajamiento es casi seguramente incompleta. Hay que considerar el origen de esta técnica: personas con una atención muy asentada meditando en cuevas en las Himalayas miles de años en el pasado, pueden ser considerados como científicos de la conciencia, explorando la profundidad de su propia conciencia. En vez de usar la metodología clásica de los griegos y del Occidente de obtener conocimiento, usaron una metodología subjetiva, percibiendo su propia naturaleza interna e identificando eso como la naturaleza de la Naturaleza en total. El control del estrés y la producción del relajamiento probablemente no fueron temas importantes. Probablemente, es un resultado de la cultura occidental muy estresada y acelerada del siglo 20 que la MT se identifica como relajación y promovida para su mejoramiento de la hipertensión y la ansiedad. Técnicas derivadas como la “respuesta relajante” demuestran menos eficiencia con respecto a casi todas las medidas del manejo del estrés; no existen datos  disponibles para indicar si tales técnicas tienen efecto al nivel de los efectos de campo de la conciencia.

 [55] Robert Schneider et al, “A randomized controlled trial of stress reduction for hypertension in older African Americans,” Hypertension, 26 (1995): 820–827.

[56] Robert Schneider et al, “A randomized controlled trial of stress reduction in the treatment of hypertension in African Americans during one year,” American Journal of Hypertension 18, no. 1 (2005): 88–98.

[57] Daniel Byman, essay #3 in “Who Wins in Iraq?”, Foreign Policy (March/April 2007): 42.

 [58] Metz, 86.

En inglés

Otros periódicos en español

UN NUEVO PAPEL PARA LOS MILITARES: COMO EVITAR LA CREACIÓN DE LOS ENEMIGOS – REESTABLECIENDO UN MÉTODO ANTIGUO PARA CREAR LA PAZ

Defensa Invencible Contra El Terrorismo

Proyecto: Coherencia

La Politica Espiritual: La Defensa Militar Basada en la Conciencia

La Rama Preventiva del Ejercito de Mozambique: Terminar la Guerro Civil, Mejorar la Economia 

 

Home / Explanation / Articles / Action / Contact

Search this site using Google™